El presidente de la Asociación de Trabajadores de la Salud de Pichincha manifestó que la situación de los jubilados a nivel nacional es preocupante

Eduardo Veloz: “En varios dispensarios del IESS ni siquiera hay medicinas”

891
????????????????????????????????????

Un equipo de InfoSanitaria entrevistó a Eduardo Veloz, presidente de la Asociación de Trabajadores de la Salud de Pichincha, quien manifestó que la situación de los jubilados a nivel nacional es preocupante.

¿Cuál es la problemática que enfrentan actualmente los jubilados del país?

La situación es muy preocupante para todos los compañeros jubilados a nivel nacional. Recientemente en una amplia reunión que tuvimos en Guayaquil a inicios de junio se trataron los diversos problemas que estamos atravesando. Entre ellos, por ejemplo, muchos compañeros que recién se jubilaron se han visto afectados en los derechos de acogerse a la jubilación. Esto es algo que rechazamos desde la Asamblea Constituyente de Montecristi, en uno de sus mandatos ya nos perjudicó.

¿Qué ha ocurrido con la jubilación por escalafón?

Absolutamente nada. No se respeta la jubilación por escalafón. Hacen sus cálculos ambiguos y nos entregan una jubilación patronal sumamente baja, con eso nadie vive. Es similar situación con los fondos de reserva hay varios extrabajadores del Ministerio de Salud que han solicitado por más de cinco años esos recursos y hasta la fecha no tienen respuesta. Además a quienes les hacen firmar un acta de finiquito, a quienes se jubilan, para que luego no haya reclamo.

Obviamente la pensión de jubilación va acorde a los ingresos de la persona durante su vida laboral, pero ¿Se puede establecer un promedio de la jubilación que los miembros de la Asociación, que usted preside, reciben?

El promedio de la jubilación general de uno de nosotros, extrabajadores del Ministerio de Salud Pública, es de 380 o 400 dólares. Hay compañeros que reciben un poco mas o un poco menos. Han subido gradualmente las pensiones, pero realmente es muy poco para quienes hemos entregado toda nuestra vida y energía en nuestros lugares de trabajo. No se puede vivir dignamente con una pensión tan baja, peor nosotros que a nuestra edad gastamos mucho en atención médica, porque la atención de salud en el Iess, es un problema.

¿Cuál es su opinión respecto a la deuda de USD 2.527 millones que tiene el gobierno central con el IESS?

No sé quién les hizo creer a los señores del gobierno que eran los dueños del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social, los dueños somos los aportantes a quienes mes a mes nos descuentan de nuestro salario un porcentaje. Desaparecen y aparecen las deudas por arte de magia. Eso es inentendible. Además nos quitaron el 40% del aporte estatal a las pensiones jubilares, en pocos años se van a ver los terribles efectos de esa medida.

¿Qué podría decirnos respecto a la atención de salud que reciben los jubilados en el IESS?

Yo precisamente estoy en un problema. Pero es una cuestión generalizada. En mi caso particular, no me dan medicación para mi problema de diabetes. Dicen que no hay. Mi receta es del 31 de mayo de 2017 y hoy ya fin de mes de junio voy a ir la cuarta vez para ver si me entregan. Esto es algo que no puede ocurrir y pasa en muchas ciudades de todo el Ecuador. Exigimos de las autoridades una explicación y solucionen de inmediato la salud de los jubilados está en riesgo. En varios dispensarios del Iess ni si quiera hay medicinas.

¿Qué acciones van a tomar como Asociación de Trabajadores de la Salud de Pichincha?

Mire es complicada nuestra situación. El gobierno se encargó de debilitar al máximo a las organizaciones de trabajadores y profesionales. Hizo lo posible porque desaparezcan. Nosotros seguimos organizados pero ¿Qué pasa con los trabajadores jóvenes del Ministerio de Salud? Ya la LOSEP les prohíbe prácticamente organizarse en sindicatos, luchar por un contrato colectivo, defender sus derechos. Si nuestra situación es dura, será mucho más difícil para los trabajadores nuevos que no están organizados y que cada vez tienen menos derechos.
..Redacción

Compartir
In this article