La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible fue aprobada por los dirigentes mundiales en septiembre de 2015 en una cumbre histórica de las Naciones Unidas, entrando en vigor oficialmente el 1 de enero de 2016

Asamblea Nacional aprobó el Proyecto de Resolución sobre el cumplimiento de la Agenda 2030

140
ODS_fp

La Asamblea Nacional del Ecuador aprobó el Proyecto de Resolución sobre el cumplimiento de la Agenda 2030, el 20 de julio de 2017, con 126 votos afirmativos y una abstención. En esta se resuelve adoptar la Agenda 2030 y los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) como referente obligatorio para el trabajo de la Asamblea y de sus Comisiones.

Asimismo compromete a la función legislativa a fomentar la promulgación de leyes y la aprobación de presupuestos, a fin de viabilizar el óptimo cumplimiento de la Agenda, de modo articulado con el Plan Nacional de Desarrollo. También solicitará a las instituciones del Estado, en los distintos niveles de gobierno, que procuren articular sus acciones en favor del cumplimiento de los 17 Objetivos y 169 metas, entre otros compromisos.

En la sesión 467, Arnaud Peral, Coordinador Residente del Sistema de Naciones Unidas en Ecuador, señaló que como “equipo de Naciones Unidas siempre vamos a respetar la soberanía del Ecuador y nuestro apoyo va a ser siempre técnico, respetuoso. Siempre vamos a dar solamente insumos técnicos para el bien del país y de todos los ecuatorianos y ecuatorianas”.

Recordó que la Agenda 2030 es de todos los países y de todas las personas, que se caracteriza por ser construida de manera participativa y ser universal. “Es la primera vez que tenemos un acuerdo de este alcance, integrando todas las dimensiones del desarrollo humano sostenible y si bien la Agenda no es vinculante para los países, tampoco podemos hablar de una agenda opcional”, añadió.

Compuesta de cinco dimensiones importantes, la Agenda 2030 llama a la prosperidad, al crecimiento sostenible, a buscar vidas dignas, generar empleos decentes, sin pobreza sin hambres, generar infraestructuras sostenibles. Sin embargo, es una prosperidad que no deja a nadie atrás, que trabaja para las personas, pero que no afecta el planeta. Una Agenda que promueve la paz las sociedades y la resolución de conflictos de manera pacífica. Además llama a construir alianzas para trabajar juntos con un mismo fin.

El Coordinador Residente del Sistema de Naciones Unidas en Ecuador destacó los avances, en los últimos 10 años, alcanzados en el Ecuador e hizo un llamado para lograr una gran alianza que trabaje en la eliminación de la pobreza; la desnutrición crónica, la mortalidad materna, el embarazo adolescente, la violencia de género, la corrupción y que combata el cambio climático.

Los asambleístas, por su parte, apoyaron la implementación de la Agenda y los ODS en las tareas del legislativo. Juan Pablo Velín, Asambleísta por Morona Santiago, dijo que: “Los 17 ODS de la Agenda 2030 dan a conocer y ponen vigor para que nuestras leyes se embarquen y fortalezcan para que nadie se quede atrás (…), pero para que esto se cumpla es necesario repensar nuestra sociedad. Esto porque necesitamos trabajar con una lógica de solidaridad, una lógica de equidad y de justicia social”.

Wilma Andrade, Asambleísta Nacional, indicó que para “cumplir con los 17 ODS tenemos que empezar enfrentando lo elemental, lo básico que es la dotación de infraestructura básica, por eso comprometo el accionar desde esta legislatura para trabajar en conjunto, para que podamos promover realmente la Agenda 2030 y que podamos establecer estos parámetros en beneficio de todos los ecuatorianos”. Mientras que Doris Soliz, Asambleísta por Azuay, se sumó al planteamiento de que esta Resolución y convocó a las doce comisiones, para que “hagan el esfuerzo de transversalidad, de estudiar y de comprometerse en la aplicación de esta Agenda, tan importante para que construyamos una humanidad con justicia social y con equidad”.

En el debate, Ángel Gende, Asambleísta por Santo Domingo de los Tsáchilas, dijo que la Agenda 2030 “significa un compromiso, no solo del Estado sino de todos los ecuatorianos”. Para Dallyana Passailaigue, Asambleísta por Guayas, “la Agenda 2030 define claramente una hoja de ruta para que países como Ecuador traten con premura, pero sobre todo con responsabilidad, temas latentes y pendientes en nuestra sociedad”.

La Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible fue aprobada por los dirigentes mundiales en septiembre de 2015 en una cumbre histórica de las Naciones Unidas, entrando en vigor oficialmente el 1 de enero de 2016.
..OPS

Compartir
In this article