Este avance científico al contrario que otros pegamentos existentes, no es tóxico para las células humanas

Desarrollan súper pegamento quirúrgico se inspira en el moco de la babosa

159
el-moco-de-babosa-inspira-un-nuevo-super-pegamento-quirurgico_image_380

Investigadores del Wyss Institute y del John A. Paulson School of Engineering and Applied Sciences de la Universidad de Harvard (EE.UU.) desarrollaron un súper adhesivo resistente (AR) biocompatible a partir del moco de la babosa Arion subfuscus.

Los científicos observaron que el pequeño animal segregaba una sustancia defensiva que lo mantenía fuertemente anclado a la superficie y evitaba que los depredadores pudieran levantarlo. Así, inspirados por la composición del moco, han creado un nuevo adhesivo con una fuerza comparable a la del cartílago del propio cuerpo humano que funciona incluso sobre superficies mojadas. Además, al contrario que otros pegamentos existentes, no es tóxico para las células humanas.

De este modo, la unión entre polímeros con carga positiva y tejidos biológicos a través de tres mecanismos físicos distintos, incluyendo enlaces covalentes, hacen que esta nueva herramienta clínica sea extremadamente fuerte y pegajosa. Y gracias a la capacidad de dispersar la energía a través de su matriz, puede deformarse mucho antes de romperse, según el estudio.

El coautor Dave Mooney, del Wyss Institute, explicó que “la clave de nuestro material es la combinación de una fuerza adhesiva muy fuerte y la habilidad de transferir y disipar la tensión, algo que no había sido introducido en ningún adhesivo hasta ahora”.

Los nuevos adhesivos han demostrado su resistencia en diversos tejidos de cerdo, tanto secos como mojados, incluyendo la piel, el cartílago, las arterias o el hígado. El equipo logró, por ejemplo, tapar un defecto en el corazón cubierto de sangre de un animal y demostraron que el adhesivo se ajusta bien al órgano, sin presentar fisuras o fugas al inflarlo y desinflarlo mecánicamente.

Por otro lado, también mostraron, mediante la experimentación con ratas, que la estabilidad y la ligación del pegamento se mantiene durante semanas y que el rendimiento del adhesivo es comparable al del hemostato, una técnica actual para detener las hemorragias.

Así, sus posibles aplicaciones en el campo de la medicina son enormes: desde un parche con el tamaño deseado para cubrir la superficie de tejidos, hasta, por ejemplo, una solución inyectada para tratar lesiones más profundas.

Por otra parte, Adam Celiz, otro de los autores, indicó que “esta familia de pegamentos tiene aplicaciones de largo alcance. Podemos crearlo de materiales biodegradables, de manera que puedan descomponerse una vez hayan cumplido su función. Incluso podríamos combinar esta tecnología con la robótica para crear robots adhesivos”.
..Diego Armando M

Compartir
In this article